La Sala de lo Contencioso del Tribunal Superior de Justicia de Murcia ha dictado sentencia de fecha 7/04/2017 en el Recurso nº256/2015, por la que ha reconocido la indemnización de 10.000 euros para un hombre que fue operado de fimosis y ha quedado impotente por la imposibilidad de mantener relaciones sexuales por resultarles muy dolorosas.

El paciente presentaba un caso de parafimosis y tras la primera operación en un hospital de Alcantarilla (Murcia), el 15 de septiembre de 2011, arrastraba “secuelas consistentes en cicatriz peneana dolorosa retráctil en surco balano prepucial”. Para corregir estos defectos, tuvo que someterse en mayo de 2012 a otra intervención en un hospital de la capital murciana, siendo el resultado “peor y desproporcionado con respecto al estado que presentaba tras la primera”.

Sentencia

La sentencia del alto tribunal murciano estima solo en parte la demanda, pues el paciente había exigido a la Consejería de Sanidad del gobierno murciano una indemnización de 41.777 euros por las graves lesiones sufridas.

Subir