Celebrado el jueves 22 de Enero en Castellón, en el Juzgado de lo Mercantil nº 1, Juicio Ordinario nº 563/2013 juicio en el que hemos representado a empresa italiana que en su día encargó un porte a empresa española de transporte consistente en traslado de material de Stoneglas desde Italia a Pontevedra.

Al llegar la mercancía a España la misma presentaba importantes daños ya que la estructura de madera que contenía estas piezas se quebró lo que produjo que las placas se desplazaran con la consecuencia de producir daños importantes a dicho material.

Mientras que para nuestro cliente los daños se debían a que el transportista no había asegurado debidamente la carga dentro del camión para la compañía de seguros del transportista los daños se debían al mal embalaje y mal estado de los contenedores de madera donde venia la mercancía.

Se practicaron las pruebas propuestas y para nuestros abogados quedo patente tras el juicio que los daños se debían a que las placas y sus contendores estaban mal trincados al camión lo que producía que la mercancía se moviera y ese movimiento produjo el desgaste durante el viaje de la estructura del embalaje, su posterior rotura, y la de su contenido.

Abogados españoles alegaron también que en aplicación del art 31 del Convenio CMR de Ginebra  del 18 de Mayo de 1956 sobre Transporte Internacional se partía de la presunción de culpabilidad del transportista a no ser que demostrara lo contrario, y que este era un claro supuesto de aplicación de esta presunción de culpabilidad.

Para la contraparte quedó acreditado que los daños se produjeron por el mal estado de la estructura aparte de alegra que nuestro cliente había incumplido los consejos del transportista en cuanto a cómo debería ir la mercancía.

 

Transporte Internacional  Mercancía

El juicio ha quedado para sentencia y esperamos obtener una vez más un resultado positivo.

Subir