BUFETE DE ABOGADOS. CONSULTENOS PARA CUALQUIER ACTUACION EN ESPAÑA.

  • AVISO LEGAL |
  • MAPA DEL SITIO |
ESPAÑOL
España, Jueves 19 de Julio de 2018
CBL
NOTICIAS

Buscador de Noticias

Categoria Texto Desde Hasta
  Fecha de publicacion   Fecha de publicacion
  • Resultados Encontrados
  • 19/07/2018
  • NULIDAD CLAUSULAS BANCARIAS MULTIDIVISA
  • Leer más »
  • 13/07/2018
  • DESPIDO NULO TRABAJADORA DEL HOGAR EMBARAZADA
  • Leer más »
  • 12/07/2018
  • INDEMNIZACIÓN REDUCCIÓN DE JORNADA IGUALDAD
  • Leer más »
  • 10/07/2018
  • INCREMENTO VALOR TERRENOS NATURALEZA URBANA SE DEBE ACREDITAR LA INEXISTENCIA DE UN INCREMENTO DE VALOR
  • Leer más »

1 2 3 4 5 6 .. »

Noticias

02/06/2016

RECUPERAR DEPÓSITO COMPRAVENTA INMUEBLE ESPAÑA.

Durante años el boom de la construcción en España ha traído como consecuencia importante inversión venida especialmente del Reino Unido.

Al calor de la burbuja financiera que parecía prometer, y así lo hizo al principio, pingües beneficios para quien invertía un dinero en la compra de España con posibilidad de vender de inmediato con obtención de plusvalía, se fue generando ese fenómeno llamado burbuja que tan fatales consecuencias ha traído para España, y para los compradores de viviendas.

Esto no habría traído fatales consecuencias pata estas personas de no ser porque la legislación española no estaba a tono con la importancia de lo que venía ocurriendo; no se adecuó pese al peligro que existía.

La única norma que regulaba aspectos sustanciales de estas compras era la Ley 57/1968, de 27 de julio, y en concreto el aspecto más importante regulado era el de la entrega de cantidades a cuenta en las compraventas de bienes inmuebles.

En estas normas lo único que se establecía era la obligación legal de constituir avales o seguros por los promotores que garantizara la devolución del dinero entregado a cuenta para los supuestos de no terminación de la vivienda en el plazo indicado.

Desgraciadamente esta obligación no iba seguida de un procedimiento o de medidas que garantizasen el cumplimiento de la misma ni la responsabilidad en caso de incumplimiento.

Así que, la desaprensión y codicia de los promotores y de profesionales que les rodeaban como abogados y agencias de la propiedad, unida a la negligencia y extrema candidez de los compradores, fueron los resortes que a la larga produciría la ruina y la pérdida de grandes cantidades de dinero para los compradores.

A raíz de esto la legislación ha cambiado al punto que se ha establecido unas exigencias tan importantes que va a ser muy difícil que pueda volver a producirse lo que hasta ahora ha pasado.

Con la nueva normativa se ha incorporado en la Disposición Adicional 1º de la Ley 38/1999, de 5 de noviembre, de Ordenación de la Edificación se establece:

“Las personas físicas y jurídicas que promuevan la construcción de toda clase de viviendas, incluidas las que se realicen en régimen de comunidad de propietarios o sociedad cooperativa, y que pretendan obtener de los adquirentes entregas de dinero para su construcción, deberán cumplir las condiciones siguientes:

Garantizar, desde la obtención de la licencia de edificación, la devolución de las cantidades entregadas más los intereses legales, mediante contrato de seguro de caución suscrito con entidades aseguradoras debidamente autorizadas para operar en España, o mediante aval solidario emitido por entidades de crédito debidamente autorizadas, para el caso de que la construcción no se inicie o no llegue a buen fin en el plazo convenido para la entrega de la vivienda.

Percibir las cantidades anticipadas por los adquirentes a través de entidades de crédito en las que habrán de depositarse en cuenta especial, con separación de cualquier otra clase de fondos pertenecientes al promotor, incluido el supuesto de comunidades de propietarios o sociedad cooperativa, y de las que únicamente podrá disponer para las atenciones derivadas de la construcción de las viviendas. Para la apertura de estas cuentas o depósitos la entidad de crédito, bajo su responsabilidad, exigirá la garantía a que se refiere la condición anterior.

La garantía se extenderá a las cantidades aportadas por los adquirentes, incluidos los impuestos aplicables, más el interés legal del dinero”.

Pero decir que a partir de ahora ya no tiene que haber grandes problemas, no quiere decir que haya que desconocer los perjuicios por actuaciones pasadas y es por eso que este despacho de abogados al igual que toros de otras ciudades está empeñado en restablecer los perjuicios ocasionados y está empeñado en lograr que los clientes que en su día compraron y pagaron cantidades a cuenta puedan ver devuelto su dinero.

Ha sido tal el número de reclamaciones de perjudicados que los Tribunales poco a poco han ido cumpliendo una función social que la Ley  les atribuye de modo que recuerdo las primeras reclamaciones que se empezaron en este despacho y como les costaba a los jueces dar la razón a los compradores cuando exigían las devoluciones de depósitos por peticiones de resolución por incumplimiento y como han cambiado ahora las tornas con el TS abanderado de la defensa de los compradores a través de dos vías la de responsabilizar a las entidades bancarias y la más reciente de que nos hemos hecho mucho eco en nuestra pagina web consistente en responsabilizar a los administradores de las sociedades que incumplieron con la obligación legal de avalar las cantidades entregadas a cuenta.

Los particulares que entregaron dinero a cuenta a promotoras que quebraron o desaparecieron para la compra de una vivienda que nunca fue construida podrán recuperar su dinero. Según el fallo emitido por la Audiencia Provincial de Valencia (APV) el pasado 28 de enero, que aplica por primera vez la doctrina jurisprudencial del Tribunal Supremo (TS), las personas que no recibieron ningún tipo de aval al entregar este patrimonio deberán ser reembolsadas, no por la promotora sino por la entidad bancaria donde fue ingresado el anticipo en cuestión.

La sentencia de la sección undécima de la APV es muy clara en este sentido y apunta que "en las compraventas de viviendas regidas por la Ley 57/1968, sobre percibo de cantidades anticipadas en la construcción y venta de viviendas, las entidades de crédito que admitan ingresos de los compradores en una cuenta del promotor sin exigir la apertura de una cuenta especial y la correspondiente garantía responderán frente a los compradores por el total de las cantidades anticipadas e ingresadas en la cuenta o cuentas que el promotor tenga abiertas en dicha entidad".
Como se puede ver no toda entrega de dinero a Promotora podría ser reclamada con estas condiciones que establece el TS así que aprovechando una nueva sentencia del TS que establece la responsabilidad de los administradores de las mercantiles que incumplieron la Ley y no avalaron estamos animando a los clientes a utilizar esa vía que es muy clara y que de lo único que depende es de que el administrador sea o no solvente

Ya hemos iniciado reclamaciones en este terreno eso si una vez nos hemos asegurado que son solventes y este es un nuevo camino que aconsejamos emprender.

XHTML1.0 Strict XHTML1.0 Strict HDV


© Copyright. Bufete Baño León 2008. Todos los derechos reservados.